Midi addicted

Recuerdo que la primera vez que me enamoré de una falda midi fue en Sexo en Nueva York, como Carrie Bradshaw llevaba cada día una nueva, con tul de colores, o simplemente de tela negra, con esas piernas escandalosas que tiene ¡Qué estilo! Así que, ahora que me paro a pensarlo, ya me uní a esta moda hace mucho tiempo, sólo estaba deseando poderlas ver en las tiendas al alcance de todos.

Así que, como no, en este post estreno mi adicción por estas faldas. Y sabiendo que los bañadores son el nuevo fondo de armario, que puedes combinarlos con denim, con cualquier pantalón, o ¿por qué no? con falda y sombrero, he decidido hacer una fusión de mi prenda favorita para el verano (cualquiera que me deje estar debajo de agua como un pez), y una ‘midi’, ya que tanto ha captado mi atención durante muchos años.

Para el conjunto he elegido combinar marrón tierra con negro ya que la misma falda trae una cinturilla de goma de este color, evito meter otro diferente y así siempre acierto. Esta en concreto la compré en H&M y, aunque ya no podéis encontrarla en este color, sigue habiendo en negra (similar here), que para combinarla es mucho más fácil.

El bañador que utilizo de parte de arriba de mi conjunto es de Women Secret, pero puesto que lo compré hace un par de meses no he logrado encontrar el modelo exacto, os dejo otro que me ha gustado mucho de Oysho, y que es perfecto para combinar con denim debido a su color (click here).

En mi post anterior ya os hablé de mi afición a andar descalza, y he venido muy fiel a mis aficiones hoy, pies en el suelo (aunque solo literalmente, mi mente siempre está volando hacia cualquier lugar), y accesorios ¡muchos accesorios!

Empezando por un sombrero redondo en color crudo con una cinta negra de Oysho, del cual me enamoré en el centro de Barcelona y ¿esto de que se apodera de ti la indecisión y no sabes si comprarlo o no, si le darás uso o no, y tienes que volver otro día porque (nada sorprendente) decides que tenerlo en tu armario es la mejor opción que puedes tomar? Pues un día después volví a la misma tienda para llevármelo puesto, sin dudar, esta vez sí.

¡Y aquí lo tenéis!

Y cómo olvidar a mi nuevo compañero de casa. En una conversación de amigas se me escapó que se me da muy mal no se me da bastante bien cuidar plantas, aunque me encanta tenerlo todo lleno de flores nunca he logrado tener más de dos. Pues de esta conversación sacó mucho jugo una amiga, regalándome este pequeño (por el momento) cactus, el cual estoy segura que durará conmigo muchísimo tiempo y he querido enseñaos en este post.

Falda: H&M

Bañador: Women Secret

Sombrero: Oysho

PINNAHANA.

Deja un comentario

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial